parallax background

Su salud, nuestra salud. Claves de un enfoque One Health

Los antimicrobianos en porcino y el concepto de una sola salud
30 marzo, 2021
 

Susana Mesonero Escudero

One Health Project Manager • BU Porcino
Ceva Salud Animal S.A.


One Health es un enfoque que reconoce que la salud de las personas está estrechamente relacionada con la salud de los animales y nuestro entorno compartido.

Dentro de esta perspectiva One Health las resistencias antimicrobianas han cobrado mucha relevancia porque éstas pueden transmitirse entre las personas, los animales y el medio ambiente que compartimos ambos. Como escribe Lorenzo Fraile, el uso de antimicrobianos para curar animales enfermos es obligatorio e incuestionable, sin embargo, debemos hacerlo de forma eficiente y prudente.

Por otro lado, la responsabilidad en la utilización prudente de antimicrobianos recae en el veterinario prescriptor, así como en la persona que los administra. Además, dentro de este enfoque One Health, la Agencia Europea del Medicamento (EMA) ha categorizado los antibióticos en función de su riesgo para generar nuevas resistencias, para así poder preservar su eficacia, y en algunos casos para que su uso sea exclusivo en humanos.

Como sabemos, para reducir el consumo de antimicrobianos debemos prevenir las enfermedades infecciosas.

parallax background
 

Para la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), la prevención de enfermedades infecciosas sin el uso profiláctico de antibióticos implica un conjunto completo de medidas. Estas medidas pueden clasificarse en tres categorías principales: buena cría de animales; vacunación y bioseguridad efectiva.

 

En una granja donde los cerdos estén bien cuidados, alimentados y alojados adecuadamente, éstos experimentarán un mejor bienestar y serán menos propensos a contraer enfermedades. Igualmente, las buenas prácticas de cría de los animales, y medidas como la higiene y la bioseguridad también minimizarán el uso de antibióticos. Además, los cerdos que estén sanos, también aumentarán su productividad y, por consiguiente, la rentabilidad de la granja. Cada granja es única, por lo que hay que desarrollar planes de salud específicos y actualizados, adecuando el plan vacunal preventivo de los animales a cada una de ellas. En este enfoque holístico no solo se mejora la salud y bienestar de los cerdos en la granja, sino que es financieramente beneficioso y ayuda a minimizar el consumo de antibióticos.

 

«Ni menos, ni más. Tú decides.»

Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios (AEMPS).